Balanza comercial brasileña tiene superávit de US$ 2,3 mil millones

La balanza comercial brasileña registró un superávit de US$ 2.293 millones en julio pasado. A pesar del resultado positivo, la caída en las exportaciones de commodities, principalmente petróleo y soja, causó que fuera el superávit más bajo para julio en nueve años.

El mes pasado, Brasil exportó US$ 2.293 millones más de lo que importó, un 40,8% menos que en julio de 2018.

Tanto las exportaciones como las importaciones cayeron el mes pasado. En julio, el país vendió US$ 20.054 millones al extranjero, un 14,8% menos por el criterio del promedio diario en comparación con el mismo mes del año pasado. Las importaciones totalizaron US$ 17.761 millones, una reducción del 8,9% también por el promedio diario.

Con el resultado de julio, la balanza comercial brasileña acumula un superávit de US$ 28.369 millones en los primeros siete meses del año. El valor es un 16,3% menor que en el mismo período del año pasado (US$ 33.891 millones). Las exportaciones totalizaron US$ 129.896 millones, un 4,7% menos en comparación con el mismo período de 2018 por el promedio diario. Las importaciones totalizaron US$ 101.527 millones, una disminución de solo el 0,9% según el mismo criterio.

Caída de la soja

Según el subsecretario de Inteligencia y Estadísticas de Comercio Exterior del Ministerio de Economía, Herlon Brandão, la mayor parte de la caída en julio se explica por la soja, cuyo valor de exportación cayó un 34,6% en julio de este año en comparación con el mismo mes del año pasado, y por petróleo, cuyas ventas disminuyeron un 61,2% en la misma comparación. “Estos dos productos representaron el 57% de la caída del superávit comercial”, dijo.

Con respecto al petróleo, Brandão dijo que la desaceleración de la economía mundial está reduciendo la demanda mundial por combustibles. Con respecto a la soya, explicó que los problemas sanitarios están disminuyendo la producción de carne de cerdo en China, lo que afecta la demanda de aquel país por la soja brasileña, utilizada para alimentar a los animales.

Otro factor que contribuyó a la caída de las ventas al exterior fue la exportación de una plataforma petrolera en el valor de US$ 1,2 mil millones en julio del año pasado, que no se repitió este año. En contraste, las importaciones de plataformas petroleras también cayeron. El mes pasado, el país importó dos plataformas por US$ 3,3 mil millones, mientras que cinco plataformas ingresaron al país en julio del año pasado.

Meta anual

Después de que la balanza comercial brasileña cerró 2018 en US$ 58.959 mil millones, el segundo mayor resultado positivo en la historia, el mercado estima un superávit más pequeño en 2019, debido principalmente a la recuperación de la economía, que reactiva el consumo y las importaciones.

Via Feed Últimas https://ift.tt/2IDOczc
Compartilhe no Google Plus

0 comentários:

Postar um comentário